HOTELEROS ACLARARON CASO DE ARGENTINA QUE FUE A PUNTA DEL ESTE Y NO QUISO HACER CUARENTENA

El asesor del Centro de Hoteles de Punta del Este dijo que no se dejó ingresar a la mujer porque no quería hacer la cuarentena, pero que no se la echó.

El asesor del Centro de Hoteles de Punta del Este, Héctor Araujo, se refirió al caso que tuvo de protagonista a una mujer argentina que se negó a hacer cuarentena y fue rechazada por parte de varios hoteles.

Araujo aclaró, en declaraciones a FM Gente, que un hotel del balneario tenía una reserva para cuatro noche y tres días de una persona que venía a nuestro país desde Argentina por la empresa Buquebús. La persona llegaba a las ocho de la mañana a Montevideo y se iba en auto a Punta del Este.

El asesor de la gremial recibió la llamada del hotel y le recordó que el test de PCR «no exime» y que la ley indica que se exigen siete días de cuarentena. El hotel se comunica con la mujer para decirle que, lamentablemente, por un exigencia del país ella tenía que guardar siete días de cuarentena. «Ella contesta que tiene un permiso especial, porque viene a hacer juicios y escrituras, y no tiene que hacer cuarentena; que viene a vender una propiedad y no tiene que hacer ni una hora de cuarentena», añadió. El permiso que tenía, según dijo la mujer, era del Consulado, lo que generó preocupación en personal del hotel.

Entre medio de esto, Araujo se pudo comunicar con el ministro de Turismo y el subsecretario, quienes le informaron que era necesaria la cuarentena y que, de no hacerla, el hotel podía alegar el derecho de admisión.

«El viceministro la llamó por teléfono y le explicó que el hotel no la iba a aceptar, porque no iba a hacer la cuarentena. Ella insistía que tenía autorización. Y de hecho la tenía, porque tenía marcado el retorno a los cuatro días… Ahí ya no hay cuarentena», aseguró a FM Gente.

Tras tomar esta decisión se notificó vía mail a los 78 hoteles que pertenecen a la gremial para informar sobre la situación. «Esa señora nunca fue al hotel al que había reservado en principio. Pero fue a otros tres que estaban abiertos y le dijeron que, sin la cuarentena, no la podían tomar», explicó.

«Ella podía haber llegado al hotel y cuando le preguntaron decir que estaba desde hace más de 14 días en el país y firmar la declaración jurada, pero no lo hizo», agregó.

Finalmente, explicó que los hoteles tienen ese derecho para poder cuidar del restos de los ciudadanos, sus trabajadores y sus huéspedes, pero aclaró que no se la echó, sino que no se la dejó entrar. «Si viene un pasajero y cumple la cuarentena, venga de Argentina o de cualquier país, se lo recibe. Si asume estar encerrada hasta cumplir el trámite, es el establecimiento el que asume el riesgo o no. Pero eso no es echar a una persona. Es cumplir con las leyes para tratar de cuidarnos todos», finalizó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *