EPISODIO INESPERADO EN UNA JORNADA DE PROSPECCIÓN ARQUEOLÓGICA

Desde que en 1947 Kennet Arnold, piloto, tuvo un avistamiento mientas sobrevolaba el monte Rainier, en EEUU, no hay lugar del mundo en el que no ocurriera un avistamiento O.V.N.I, o de lo que se denomina desde aquel entonces por un error de transcripción, un “Plato Volador”. El piloto en aquel entonces describió el avistamiento de 9 objetos con forma de herradura, en formación y que “se deslizaban como platos sobre el agua”, de ahí la confusión y creación de un nuevo termino.

Uruguay no es ajeno a este fenómeno. Desde los 70s, Paysandú y Salto tampoco. Lo ocurrido en Estancia La Aurora por aquel entonces, hoy se pierde entre la leyenda y la realidad, pero lo cierto es que en el lugar y zonas aledañas ocurren cosas, avistamientos de extrañas luces a simple vista o en fotografías, que los que estudian el fenómeno llaman “Caneplas” (desconozco donde y cuando surge este término), una especie de drones extraterrestres que supuestamente nos observan. También conocidos con el nombre de ORBS o en español ARTEFACTO, la explicación más razonable que existe hoy es de que se trata de suciedad en los lentes de las cámaras o luz rebotando en partículas microscópicas de polen o polvo suspendidas en el aire. Según testigos estas luces se manifiestan a veces a pocos metros de los vehículos, siguiéndolos incluso por parte del camino y cambiando de color.

El fenómeno ha sido estudiado desde aquel entonces en Uruguay por instituciones o grupos como la C.R.I.D.O.V.N.I, A.S.O.A, G.I.F.O.S. siempre desde un punto serio, en busca de respuestas lógicas a los avistamientos; es por esto que aun hoy, luego de décadas de análisis de los cientos de reportes, no se ha llegado a una conclusión y a menos afirmar de que se trata de un fenómeno netamente extraterrestre, ya que de esto – la vida inteligente fuera de la tierra- no existen pruebas.

En pleno siglo XXI el fenómeno sigue ocurriendo, siguen los reportes, como el avistamiento de decenas de personas en Semana Santa de 2011, en Paso Morales (“Mirador de Catalogne”) que fue publicado en diarios locales.

Para quien lee, creerá que el tema es ajeno al grupo de EL Sello De La Historia, pero en verdad, en la historia oral principalmente, en la que basamos gran parte de nuestras investigaciones, las llamadas “Luces Malas”, “Fuegos de x colores”, “Brillos”, etc., no son más que distintas denominaciones, quizá, de un mismo fenómeno.

Tantos kilómetros recorridos, tantos lugares visitados y tanta tecnología que poseemos hoy en día, posibilita que puedan tomarse registro de estos hechos “paranormales” que antes solo quedaban en “dimes y diretes” y se disolvían en leyenda.

Cuando se toma una fotografía, la intención quizá no es registrar los fenómenos “paranormales” sino simplemente captar un bello paisaje o un momento para el recuerdo, grande es la sorpresa cuando repasando esas fotos vemos cosas que visiblemente no estaban ahí en el momento del disparo.

El material que presentamos a continuación fue captado por un integrante de El Sello De La Historia, en lugares y momentos diferentes, no se trata de una secuencia inmediata de fotografías. El tríptico de imágenes queda a la abierta interpretación del lector.

C.R.I.D.O.V.N.I (Comité Receptor Investigador de Objetos Voladores No Identificados)

A.S.O.A (Aficionados Salteños a las Observaciones Astronómicas)

G.I.F.O.S (Grupo de Investigación del Fenómeno O.V.N.I Salto)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *