RECLUSO QUE FUGÓ TENÍA 29 INTERVENCIONES POLICIALES E IBA A SER FORMALIZADO POR HOMICIDIO

La fiscal Darviña Viera dijo que es un «peligro para la sociedad» y el Ministerio del Interior inició una investigación de urgencia sobre la fuga ocurrida en Cárcel Central.

Ayer fue noticia la cinematográfica fuga de un recluso de 21 años alojado en Cárcel Central, que logró romper la reja de la celda en la que se encontraba, saltar desde una altura de 12 metros sin hacerse daño y vestirse de policía para salir caminando del establecimiento.

Según informaron fuentes del Ministerio del Interior, hay mucho malestar en las autoridades por esta fuga (que tiene varias características sospechosas) y se ordenó una investigación de urgencia para comprobar responsabilidades.

No se trata de un recluso cualquiera. Víctor Santiago Iparraguirre Suárez había sido enviado a prisión preventiva el 11 de octubre tras una rapiña especialmente agravada en Canelones, pero fue indagado por múltiples delitos graves, incluyendo rapiñas y dos homicidios.

Según las fuentes, estaba a la espera de audiencia por un caso de doble homicidio en El Pinar, por el que iba a ser probablemente condenado.

Tiene 29 intervenciones policiales entre 2014 y 2018, en las que fue indagado por rapiñas 16 veces, y en las otras por amenazas, violencia doméstica, homicidio, hurto, sinestro de tránsito y lesiones personales. Fue requerido seis veces (dos de ellas por homicidio) y tres veces se le decretó cierre de fronteras.

El doble homicidio por el que se lo busca ocurrió el viernes 5 de octubre. Dos hermanos (uno de ellos menor) fueron encontrados en una vivienda con varias puñaladas y heridas de bala.

Según la investigación de la fiscal Darviña Viera, el fugado tenía junto a estos dos jóvenes una banda que se dedicaba a las rapiñas en Canelones. Una discusión interna derivó presuntamente en el homicidio de sus cómplices.

La fiscal Viera dijo a El País que tenía previsto formalizar al fugado tanto por el doble homicidio como por un total de 17 rapiñas ocurridas en la zona costera de Canelones.

«Es un sujeto muy violento, un peligro para la sociedad. No le importa la vida de los demás. Teníamos previsto solicitar su conducción para el próximo miércoles. Ni siquiera llegamos a presentar el escrito y ya se fugó», dijo Viera, que solicitó que sea localizado «lo antes posible» debido a su «alta peligrosidad».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *