Suben precios de hortalizas y se complica arroz, soja y lechería

POR LLUVIAS

Si bien aún es prematuro para establecer las pérdidas que este mes de abril generará en la producción agrícola, hay sectores que ya están proyectando pérdidas importantes en su producción.

Según dijo en conferencia de prensa Néstor Santayana, jefe Técnico de Pronóstico del Tiempo de Inumet, todos los días de abril se han producido lluvias a veces copiosas en alguna zona de Uruguay.

El informe de este lunes del Mercado Modelo indicó que la operativa comercial se desarrollo poco ágil, debido por un lado a la menor afluencia de compradores y a los menores ingresos de mercadería, (en especial de hoja e inflorescencias) a causa de las intensas lluvias de estos días. Aumentaron los valores de: acelga, apio, cebolla de verdeo, espinaca, lechuga, perejil, remolacha, rúcula, morrón rojo y verde, pepino, pera William’s, zapallito, ajo de calidad superior, zanahoria. Solo descendieron los precios de referencia de boniato Arapey/Cuarí y berenjena.

Habrá menos oferta, menos producción y por ello subirá su precio. Las lluvias, vientos, inundaciones y demás afectarán los cultivos de espinaca, zanahoria, acelga, lechuga y perejil. El precio de la espinaca al público rondará los $ 35 a $ 40 la unidad. La zanahoria ya subió un 10%.

Asimismo las copiosas lluvias están complicando las cosechas de soja y arroz, donde se prevén pérdidas importantes. En el caso de la soja que apenas se ha llegado al 2% de la cosecha. Hay varios campos plantados que están inundados y no permiten la cosecha, además de perder producción, con el paso de los días sin poder cosechar se perderá calidad en la soja. En el norte del país se perdieron de cosechar hasta ahora más de 1.500 hectáreas.

Tampoco escapará a esta situación la lechería que tiene dificultades en el manejo de los rodeos y se prevé una merma de la producción. Los productores lecheros deben por estos días atender especialmente y con tratamientos a los animales, además como si fuera poco por las condiciones de agua, humedad y barro, existen pocos espacios para que las vacas puedan pastorear. En lo que refiere a la ganadería esta se ha visto complicada sobretodo en lo que tiene que ver con la logística, se vieron afectados los embarques para los frigoríficos y también remates en ferias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *