LA NUEVA FASE DE LA APP CORONAVIRUS UY Y LA RÉPLICA DE UN MECANISMO ÉXITO EN COREA DEL SUR

La actualización de la aplicación permitirá que, ante síntomas confirmados, una persona pueda ser atendida por un médico vía videollamada.

El ingeniero, empresario y CEO de GeneXus, Nicolás Jodal, presentó este lunes en conferencia de prensa en la Torre Ejecutiva una nueva fase de la app Coronavirus Uy, y anunció el «autotest», un mecanismo que tuvo éxito en Corea del Sur, un país referente en el combate contra la propagación del Covid-19.

Jodal comenzó la conferencia saliéndose del libreto y con una reflexión: «Este es un hecho inédito, que no estaba pensado por nadie. Quiero agradecer al gobierno, que aceptó las iniciativas que desde los privados se generaron. Este gobierno, especialmente Presidencia, aceptó las iniciativas y eso nos permite contar todo lo que está pasando. Estamos en una situación bastante más avanzada en lo digital respecto a otros países. Eso se llama agilidad», inició.

Jodal comentó que, a partir de este martes, estará disponible una nueva versión de la app Coronavirus Uy, que permitía llenar un formulario para que el paciente sepa «automáticamente» los pasos a seguir, si debe ver o no a un médico o si debe hacerse un test de coronavirus.

Esa primera versión fue descargada por 200mil personas; 150 completaron el formulario y a la mayoría la app le recomendó el aislamiento. Unas 20mil fueron dirigidas a diferentes equipos de salud y «solo 750 personas fueron las que tuvieron la más alta prioridad, con síntomas o algún riesgo sanitario», destacó Jodal.

La app será llevada a una nueva etapa, que estará disponible desde este martes, y permitirá la telemedicina. Luego de ese formulario, y cuando los prestadores de salud así lo indiquen, la app permitirá hacer, de forma remota, una videollamada con un médico.

«Esto tiene unas ventajas enormes: que un mismo médico atienda a muchas personas, y que el personal de salud no esté en contacto directo con los posibles infectados», destacó el CEO de GeneXus.

El segundo anuncio tuvo que ver con un mecanismo que fue «muy importante» en Corea del Sur y que está relacionado con la cantidad de test que se pueden hacer.

«El mecanismo que estamos implementando es el autotest, el autoservicio. Una persona podrá pasar por el auto por una estación y, sin bajarse del vehículo, se le hará una toma. Una vez que se le hace la toma, se deriva a los laboratorios si fuera necesario. Estamos preparados para aumentar la cantidad de tomas que se pueden hacer», destacó el ingeniero.

Esto no quiere decir, advirtió Jodal, que el que quiera realizarse el autotest «pasa y se lo hace». «El test es solo para aquellos a los que los médicos se lo hayan indicado. Esto permite tener mucha velocidad y una toma mucho más importante. Además aumenta la bioseguridad: apuntamos a que no haya aglomeraciones», apuntó.

Los lugares en los que estarán las estaciones «se van a ir determinando», según lo disponga el Ministerio de Salud Pública y los focos epidemiológicos que vayan apareciendo. El proceso de toma «llevará muy pocos minutos», dijo Jodal, y el resultado -se estima- estará en 48 y 72 horas.

«El personal de salud tendrá una línea prioritaria. Cada persona tendrá un día y una hora para evitar aglomeraciones», detalló.

Powered by Facebook Like

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *