CAYÓ MIGUEL SOFÍA, MIEMBRO DE LOS ESCUADRONES DE LA MUERTE Y PRÓFUGO DESDE 2009

Interpol y el Ministerio del Interior llevaron a cabo el operativo. Sofía formó parte de la agrupación parapolicial en la década de 1970.

Los escuadrones de la muerte, también conocidos como Comandos Caza Tupamaros o Defensa Armada Nacionalista (DAN), fueron grupos parapoliciales que operaron en las décadas de los años 1960 y 1970.

Integraron un movimiento de contrainsurgencia conformado por civiles, militares y policías cuyo accionar tenía por objeto la represión de integrantes del Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros por medio de «atentados, secuestros, torturas y homicidios». No limitaron su accionar violento a guerrilleros, también realizaron atentados a abogados defensores de presos políticos y familiares de aquellos.

El empresario Miguel Sofía fue miembro activo de estos grupos y se encontraba prófugo desde el año 2009, acusado de crímenes diversos. Pesaba sobre el una orden de captura internacional.

Según informaron fuetes del Ministerio del Interior al portal Ecos, se procedió en primera estancia al allanamiento de dos apartamentos en el del complejo «Miami Boulevard» de Punta del este, operativo que se realizó bajo la mayor reserva. De hecho, la policía fernandina no estuvo al tanto. En uno de los apartamentos estaban alojados los hijos del requerido, quienes fueron interrogados.

Los investigadores del citado ministerio y de Interpol supieron entonces que Sofía había salido del balneario en la noche del lunes, pero documentos hallados en el lugar indicaban su paradero en Montevideo.

En la noche del martes, un nuevo operativo permitió finalmente su captura.
Sofía fue señalado como miembro de la ultraderechista JUP (Juventud Uruguaya de Pie) y fue uno de los mencionados por el ex fotógrafo policial Nelson Bardesio, quien luego de ser detenido en Argentina contó hace ya más de diez años parte de la historia de dichos escuadrones, incluido el secuestro y la desaparición forzada del estudiante Héctor Castagnetto, perpetrado en 1971.

Según informara entonces el periodista Walter Pernas en un artículo publicado en Brecha, Bardesio sostuvo que Sofía participó del secuestro, tortura y desaparición del joven. «A primera hora de la mañana llegaron los dos funcionarios en compañía de Miguel Sofía, a quien llamaban José y que había sido presentado por (Pedro) Crosas en el ministerio como su principal ayudante. Por comentarios en el ministerio, sé que José pertenecía a la JUP al igual que Crosas, parecía tener gran confianza con el subsecretario Acosta y Lara, concurriendo asiduamente al despacho de éste. Al llegar José y los dos funcionarios, Delega y yo nos fuimos», declaró Bardesio en aquel entonces.

«La dictadura le regaló a Sofía una radio, a la que llamó Emisora del Plata», señala el citado artículo de Brecha. Cuando sus cuentas crecieron fundó el Grupo del Plata, y adquirió otras varias radios, que vendió luego a un grupo mexicano en un negocio millonario.

Durante el gobierno de Jorge Pacheco Areco gozó de un cargo diplomático en EEUU, país del que fue expulsado por robar en un supermercado, según la versión oficial de los hechos. No obstante, Juan Raúl Ferreira, Hijo de Wilson Ferreira Aldunate, señaló en su momento que Sofía estaría involucrado en un proyecto de atentado contra su progenitor.

Powered by Facebook Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *